Videojuegos

Pokémon Go, llegó a nuestras vidas

El día de hoy tuvimos la oportunidad de probar el maravilloso mundo de Pokémon Go, realizamos algunas capturas y está vez, no iniciamos en el Pueblo Paleta como siempre ha sido la costumbre de otras entregas. Por primera vez en mi vida realicé capturas en mi pueblo natal, en el hogar del chontaduro y del pandebono, en mi Santiago de Cali y para que se sorprendan más, lo hice en mi barrio, con mi celular Android y con mis propias Pokébolas (no sex pun intended).

Entremos en detalle, lo primero que debemos hacer e

n el  juego, es personalizar a nuestro jugador, seleccionar su traje y nombre. Después, recibimos unas pequeñas instrucciones del profesor y se nos da una primera oportunidad de atrapar el primer Pokémon. Podemos escoger entre tres, cómo es lo usual y elegí a Charmander.

A partir de aquí, ya todo está en nuestra disposición de explorar la ciudad con el fin de encontrar los diferentes Pokémon, los sitios en color azul (Poképaradas) donde podremos encontrar objetos necesarios para nuestra aventura, -los debemos hacer girar para conseguir nuevos ítems- (objetos, Pokébolas, etc) y sitios de color blanco (Gimnasios), a los que solo podemos acceder a partir del nivel 5, para probar nuestras destrezas de maestros Pokémon (apenas soy nivel 3, entonces por el momento no les puedo decir cómo será el manejo de las Batallas).

La dinámica de atraparlos es sumamente sencilla, tienes el mapa de geolocalización, un indicador en la parte inferior derecha de los Pokémones cercanos. Iniciamos con 50 Pokébolas, al encontrarlos hay que tratar de atinarles en la cabeza y ¡listo!, ya tenemos nuestra primera captura. Volví a mi infancia con este juego.

Es adictivo, sencillo y si no tienes un vehículo, hace que por lo menos fomente la actividad física -lo único que me preocupa es salir a capturar y que caminando me roben el celular-.

Los Pokémones pueden ser evolucionados y atraídos por medio de objetos, al capturarlos se maneja un sistema de información muy completo, donde se nos informará hasta en qué sitio fue localizado (dirección y fotografía en el mapa) y al parecer, algo que no he probado, es un botón que se llama transferir, por lo que tal vez podamos intercambiar o almacenar Pokémones, eso aún no lo tengo claro.

Posee sistema de micropagos donde podremos comprar monedas, Pokébolas, incubadoras para huevos y todo lo relacionado con el mundo Pokémon y revisando el sistema de pago, encontré que cobran en pesos Colombianos. Podremos realizar compras desde $3.000 pesos hasta $290.000 pesos en moneda local.

Hasta el momento, esa fue la experiencia que logramos vivir, antes de que bloquearan los servidores, en todos los países que no fueran de Asia o en Australia.

Hasta aquí, sin caminar tanto, logre capturar en mi unidad  residencial y alrededores a seis Pókemones, alcanzar el nivel 3 y obtener una insignia. Les dejo mi resumen de Pokémones capturados, espero que pronto nos den vía libre para encontrarlos a todos y convertirnos en los próximos maestros Pokémon en nuestro territorio.

Mis observaciones:

– Me atormenta un poco el sistema de micropagos y que de pronto se me acaben las Pokébolas.

– Gasta bastante batería del celular y datos.

– Me hicieron caminar, cosa que es muy positiva y que nunca hago.

– Me transportaron a mi niñez y lo he disfrutado al máximo en un solo día.

– Su descarga es gratis.

– Ojala que Mewtwo no esté ubicado en el basuro de Navarro.

– Será un juego con mucha vida útil (años y años de búsqueda y entretenimiento).

No siendo más, esta fue mi experiencia de un día, hasta que nos cancelaron los servidores, espero que sea pronto su estreno mundial, para continuar con mis capturas y obtenerlos todos, porque Pokémon Go llegó a nuestras vidas para quedarse.

Ustedes que opinan, se le van a medir a ser maestros Pokémon, ¿Cuál es su Pokémon favorito? y por supuesto, ¿lo alcanzaron a jugar?, quedo pendiente de sus comentarios.

Comentarios
To Top